Lo que hay que saber sobre las devoluciones en las compras

No será la primera vez ni la última que compras un producto y al día siguiente o antes te arrepientes de la compra, entonces  es cuando nos enfrentamos al problema de las devoluciones en la compra.

Vamos a tratar de aclarar algo que no es obvio para todos como consumidores, y es que hay grandes diferencias entre comprar un producto en una tienda física ( forma presencial) o en una tienda online (en internet).

La principal diferencia es que la política de devoluciones, salvo que el producto presente defectos de fabricación, la establece el comerciante, y sólo algunas grandes superficies permiten esta práctica sin pedir explicaciones y los plazos pueden variar de 1 a 15 días.

De esta forma lo mejor que podemos hacer al comprar un producto que conlleva un gasto importante o del que no estamos muy seguros de adquirir es preguntar e informarnos sobre la política de devoluciones del comercio en particular.

Para poder devolver un producto deben darse algunas de las siguientes situaciones:

  1. Que el comercio en cuestión siga la  política de admitir devoluciones en un plazo determinado, que suele variar entre 1 y 15 días.
  2. Que el producto presente defectos de fabricación o funcionamiento, o que en el caso de ser productos perecederos, este en mal estado o caducado.
  3. Que por medios publicitarios anuncien la devolución del dinero si no estamos satisfechos ya que la publicidad es vinculante para el que la efectúa.
  4. Que la compra se haya realizado a distancia, en internet, catálogo u otros medios.

En este último caso dispondremos de un plazo legal de 7 días para devolver el producto aún sin defectos ni más explicaciones. Este plazo se establece en la ley de de comercio minorista en el derecho de desistimiento. Este plazo puede ser superior si así lo establece la política de devoluciones del  comercio en particular.

Una vez ejercido el derecho de desistimiento, el vendedor dispone de 30 días para la devolución del importe de la compra, una vez transcurrido este plazo podemos pedir daños y perjuicios.

Hay que tener en cuenta una serie de excepciones a este derecho.

  • Contratos de suministro de bienes que estén sometidos a fluctuaciones de de coeficientes del mercado financiero que el vendedor no pueda controlar.
  • Contratos de suministros de bienes confeccionados conforme a las especificaciones del consumidor, personalizados para el cliente.
  • Vídeos, música, multimedia y software que hayan sido desprecintados.
    Contratos de suministro de prensa diaria, publicaciones periódicas y revistas.

En resumen lo mejor es adquirir aquello que estamos seguros que necesitamos o queremos, y  en ocasiones puede resultar más atractivo comprar el producto a distancia que físicamente, no sólo por precio, sino porque disponemos de un plazo de devolución que puede que la tienda de la esquina no tenga.

En Carritus | Compra fácil y segura en internet
Imagen | Eleventh Earl of Mar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>