Actimel: verdades y mentiras

Hace un par de días mi hija pequeña de 10 años consumidora activa de Actimel me reenvío un mensaje de correo electrónico con un asunto tan duro como sospechoso, “Están vendiendo veneno y la sanidad y el gobierno lo consienten”, en el cuerpo del mensaje se puede leer entre otras veleidades cosas como:

“Actimel provee al organismo una bacteria llamada L.CASEI que ayuda la proliferación de las defensas del cuerpo. Esta sustancia es generada normalmente por el 98% de los organismos, pero como pasa con cualquier droga o medicamento cuando se le suministra externamente por un tiempo prolongado, el cuerpo deja de elaborarla. Así paulatinamente ‘olvida’ que debe hacerlo y cómo hacerlo, también es por eso que también lo trae el Famoso ‘Danonino’ y otros productos.

 

En realidad, surgió como un medicamento para esas pocas personas que no lo elaboraban, pero ese universo era tan pequeño que el medicamento resultó no rentable; para hacerlo rentable se vendió su patente a empresas alimenticias. Es por eso que cuando el cuerpo deja de elaborar dicha sustancia si la dejas de consumir las defensas te bajarán drásticamente y te darán resfriados más seguidos, gripes o cualquier otra infección por no tener las defensas como corresponde.

 

Así, al tomar Actimel te sentirás mejor por que volverás a suministrar L. Casei al cuerpo. Volviéndote ‘adicto’ a ese producto para poder seguir con tu vida normal. Por eso en los comerciales dicen :’Consúmala por 15 días y verá la diferencia, y sale gente diciendo ‘Ahora lo tomo todos los días’ Secretaría de Salud obligó a Actimel  a indicar en su publicidad que el producto no debe consumirse por un tiempo prolongado; y cumplieron, pero en una forma tan sutil que ningún consumidor lo percibe ( Ej.: ‘Desafío Actimel: consúmalo durante 14 días’ o haga de agosto su Actimel’).”

Tras investigar un poco, sólo he tenido que acudir a la página de Danone dedicada a Actimel.
Se puede comprobar que este correo electrónico se trata de un “Hoax” dañino para la empresa, pero que carece de fundamento alguno.

  1. Como se puede comprobar en este documento la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas han desmentido cada una de las afirmaciones de este mensaje, donde además ofrecen una extensa bibliografía para documentar sus afirmaciones.
  2. El siguiente comunicado de científicos expertos en probióticos afirma que, es completamente erróneo el concepto de que el consumo prolongado de L. Casei pueda provocar que el organismo deje de producir sus propios lactobacilos y “se olvide de fabricar defensas”…
    El cuerpo humano no produce ni puede producir L. Casei  ni ningún otro tipo de lactobacilo, ya que se trata de microorganismos vivos que se alojan en nuestro intestino pero no son generados por nuestro organismo.
  3. Como se puede ver en esta página, 15 años de investigación avalan los efectos beneficiosos del L. Casei, algunos tan recientes como el efectuado con técnicas a doble ciego y con grupos de control placebo realizados en 2010.

Concluyendo, podemos seguir comprando y consumiendo Actimel tranquilamente sabiendo que es un producto saludable y beneficioso para la salud.

En carritus | Yogures, una sana pero difícil elección
Imagen | http://www.actimel.es/

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>